Termómetro De Cansancio

Normalmente existe una enorme rivalidas entre mamás y papás que consta en comprobar que uno está más cansado que el otro. Y como no existe un termómetro que compruebe científicamente cual de los dos es el más cansado, empieza la discusión. Funciona así:
– “Estoy agotada”.

– “Uy yo más.”

– “No, más no…”

– “Bueno, es que yo llevo todo el día en citas corriendo.”

– “Y yo llevo todo el día entreteniendo a los niños.”

– “Sí pero al menos estás relajada. Yo estoy muy estresado de la chamba.”

– “Pues no creo que sea tan estresante como estar correteando a los niños y viendo si comen o no, si se pelean o no, si lloran o no… No es nada relajante. Aparte no dormí en la noche porque me despertó el bebé 3 veces”

– “Yo tampoco dormí trabajando en el celular toda la noche.”
¡Ahhhhhh!  Así puede seguir y seguir sin parar. Uno de los dos acaba frustrado (normalmente la mujer), y mejor se calla. En vacaciones este dilema aumenta desproporcionadamente. Especialmente en papás que no están disfrutando de su Summer Camp.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *